Tres pasos para alcanzar la restauración y la bendición. By Fabian Massa.

En la entrada del 07 de Enero de 2013 hago una pregunta por demás incómoda:” ¿A qué le estamos rindiendo culto?” Una de las respuestas más antipáticas fue que se le rinde culto a la unción.





Así las cosas, muchos de los creyentes confían en que la unción de su pastor será más que suficiente para que ellos puedan llevar una vida de santidad y así recibir la bendición de Dios. Es una manera simplista y cómoda de hacer el Camino cristiano. En lugar de creer en que el poder de Dios me dará la fuerza necesaria para hacer un cambio en mi forma de vida, le pido al líder o al pastor que suelte sobre mi vida una “declaración de poder en el Nombre de Jesús” que obre milagrosamente un cambio en mí, sin tener que hacer ningún esfuerzo. De esta manera me ahorro todo el proceso de aprender a confiar en la Palabra de Dios por fe. Dicho de otra manera, estaría depositando mi fe en la unción del pastor en lugar de ponerla en La Palabra de Dios, mi pecado sería entonces confiar en el hombre en lugar de Dios (Jer. 17.5 A)



         Pero Dios espera que queramos tener una relación madura con Él, que entendamos que realmente nos conviene estar en línea con sus mandatos y que nos determinemos a seguirlo sabiendo que es lo mejor para nosotros y para nuestra familia. Elegir es ejercer el libre albedrío, como está escrito:



"Hoy te doy a elegir entre la vida y la muerte, entre el bien y el mal. Hoy te ordeno que ames al Señor tu Dios, que andes en sus caminos y que cumplas sus mandamientos, preceptos y leyes. Así vivirás y te multiplicarás, y el Señor tu Dios te bendecirá en la tierra a la que vas a tomar en poseción". Dt. 30.15. NVI.




         En el libro de Job, la Escritura explica en tres pasos como debe actuar el hombre que decide seguir el Camino con entendimiento:


1.       Someterse a Dios y “ponerse a cuentas con Él" (arrepentirse  de los pecados y pedir perdón). 21 »Sométete a Dios; ponte en paz con él, y volverá a ti la prosperidad. Como podemos ver, Dios nos da toda la responsabilidad de elegir caminar según su voluntad.

2.    Aceptar sus enseñanzas y tenerlas siempre presentes: 22 Acepta la enseñanza que mana de su boca; ¡grábate sus palabras en el corazón! Nuevamente nos deja la opción a nosotros. ¡El trabajo de aprender sus palabras es una tarea nuestra!

3.       No contaminar nuestras casas y nuestras familias con actos de maldad:

a.       23  A Si te vuelves al Todopoderoso Por tercera vez nosotros tenemos la decisión de mirarlo a Él. 


b.      23 B y alejas de tu casa la maldad, YO soy responsable de sacar la maldad de mi casa, Yo debo determinarme a dejar de hacer lo malo y aprender a hacer lo bueno.  Entonces:

2 3C serás del todo restaurado;


 Si tu le cumples tus promesas, Él escuchará tus oraciones; entonces te irá bien en todo lo que hagas, y tu vida estará siempre iluminada. Job 22.27 - 28 BLA.






Comentarios

Entradas populares de este blog

NEWS. Второй зверь. By Fabian Massa.

El Pacto del Ojo Derecho. By Fabian Massa.