STUDY. Iglesia Grande Vs. Iglesia Crecida. By Fabian Massa.


Estimados hermanos, estamos viviendo en la era de la Iglesia de Laodicea, (Ap. 3.14 – 21). Una iglesia tibia, que juzga el éxito de los ministerios por la cantidad de gente, por el nivel económico de sus pastores o de sus miembros. Es común escuchar que el hermano Mengano está bendecido porque se cambio el auto. Gloria a Dios por el hermano, pero entendamos que en el mundo cualquiera con plata (creyente o no, decente o no, bueno o no) se compra autos, yates, mansiones y demás lujos. Por lo tanto el nivel para medir la unción de Dios sobre alguien debería pasar por sus frutos espirituales: Bondad, mansedumbre, humildad, etc… Y también por sus dones: Ora, Dios sana por su intercesión, tiene discernimiento, enseña, predica, sirve, etc…

Para tener una Iglesia crecida, una cosa de las cosas necesarias, es hacer entender a los hermanos, que:
Ser santos es un beneficio para nosotros y no para Dios.

Tercer discurso de Eliú[1]
35 Además, Eliú dijo:
2 «¿Crees tener la razón, Job, cuando afirmas: 
   “Mi justicia es mayor que la de Dios”?,[a]
3 y cuando te atreves a preguntarle:    
“¿En qué te beneficias si no peco?
4 Pues bien, voy a responderles   
 a ti y a tus amigos.
5 Mira hacia el cielo, y fíjate bien;  
  contempla las nubes en lo alto.
6 Si pecas, ¿en qué afectas a Dios?    
Si multiplicas tus faltas, ¿en qué lo dañas?
7 Si actúas con justicia, ¿qué puedes darle? 
   ¿Qué puede recibir de parte tuya?
8 Hagas el mal o hagas el bien,    
los únicos afectados serán tus semejantes.

Cuando nos guardamos del pecado, nosotros somos los primeros beneficiados, y después nuestro entorno (familia, amigos,compañeros de trabajo)
Cuando hacemos mal, primero somos afectados nosotros e inmediatamente después nuestra familia. A veces el pecado afecta a nuestro marco social perjudicando a mucha gente. Un ejemplo de esto es la triste y reciente historia del accidente de trenes en España: El maquinista del tren de España del 24 de Julio de 2013, hablaba por teléfono cuando el tren se acercaba a una curva cerrada, la cual debía tomarse a 8o km/h. Por estar distraído con la llamada no aplicó los frenos y tomo la curva a 195 km/h lo que ocasionó la muerte de cientos muchas personas. El maquinista arruinó su vida y la de muchas familias *. 

9 »Todo el mundo clama bajo el peso de la opresión,
    y pide ser librado del brazo del poderoso.
10 Pero nadie dice: “¿Dónde está Dios, mi Hacedor,
    que me infunde fuerzas[b] por las noches,
11 que nos enseña más que a las bestias del campo,
    que nos hace más sabios que las aves del cielo?”

Mientras el Mundo está atrapado por el Maligno, sumido en violencia, miserias, y opresión, la Iglesia en Gral. no está entendiendo su rol de ser Sal para preservar, por eso todo está cada vez más podrido.
Solamente una Iglesia crecida puede cambiar la sociedad, traer el tan predicado “Avivamiento”. Una iglesia que desconoce La Palabra, que no ora, que no intercede, que no exhorta a los políticos y gobernantes, que apaña la flojera de su congregación en pos de preservar el número (léase preservar los diezmos) no podrá impactar ni liberar a la Creación. Y es necesario que crezcamos en el conocimiento  (que implica la práctica) de la Palabra de Dios. Ya lo dijo Pablo en su momento:

Porque el anhelo ardiente de la creación es el aguardar la manifestación de los hijos de Dios.
 Romanos 8.19 NVI.


Por favor basta de Evangelio Inflador de Ánimos, de Vida Color de Rosa y de la Prosperidad.

*http://www.diarionorte.com/article/92942/las-cajas-negras-arrojan-luz-sobre-el-accidente-de-tren-en-espana

Comentarios

  1. Muy bueno fabi que dios te bendiga

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. muy bueno .hay que orar para que el Señor levanta una iglesia que tenga la mirada puesta en su reino . y no en las cosas del mundo
      san 1juan 2:15
      DIOS te bendiga

      Eliminar

Publicar un comentario

Deje aquí su comentario, gracias!

Entradas populares de este blog

Reflexión. La parábola de las 10 vírgenes. By Fabian Massa

NEWS. Второй зверь. By Fabian Massa.

Reflexión. El primer discurso de Pedro y la conversión de los 3.000. By Fabian Massa.