Study. “Las Siete Ciudades de Apocalipsis”. Éfeso. By Fabian Massa.

El capítulo II del libro de Apocalipsis, Juan relata que recibe un mensaje de Jesucristo que él debe escribir y  dirigir a cada uno de los pastores[1] de siete iglesias de Asia (actual Turquía). En este breve estudio, veremos cada una de las ciudades. Estas iglesias estaban ubicadas en: 
  • Efeso
  • Esmirna
  • Pérgamo
  • Tiatira
  • Sardis
  • Filadelfia
  • Laodicea

Mapa de las 7 ciudades de Apocalipsis[2]


Éfeso[3]

(gr. Efesos, "permitido").
En tiempos del Imperio Romano, Éfeso era una ciudad muy importante, situada en la unión de varias rutas comerciales y sobre el camino principal de Roma a Oriente. Tenía una importancia estratégica, tenía un puerto por el que circulaba mucho comercio y era sede de una poderosa asociación bancaria. Se encontraba en la ciudad el templo más importante de Artemisa o Diana[4] que llegó a ser una de las 7 Maravillas del Mundo Antiguo. (Hechos 19).

En Hechos 18:19; 19:8, 17, la Biblia nos dice que había allí una importante comunidad judía, en cuya sinagoga comenzó a predicar Pablo al regreso de Corintio a Jerusalén (su 2° viaje). Posteriormente Pablo permaneció alrededor de tres años predicando en Éfeso, dando origen a una comunidad cristiana lo bastante sólida como para luego expandir el cristianismo a otras ciudades.
Éfeso era famosa también por la práctica de la magia. En Hechos 19 Pablo da algunos datos interesantes:

·         Relata que muchos ciudadanos que habían creído al evangelio trajeron sus libros de magia a fin de destruirlos. Para dar una idea de la cantidad, el Apóstol aclara que su valor era como de 50.000 piezas o monedas de plata, que llegarían a un peso de 180Kg de ese metal. Esto implica que la magia era una actividad bastante extendida entre la población.
·         Del pasaje:
13 Pero algunos de los judíos, exorcistas ambulantes, intentaron invocar el nombre del Señor Jesús sobre los que tenían espíritus malos, diciendo: Os conjuro por Jesús, el que predica Pablo. Hch.19.13 NVI

Podemos deducir que la cantidad de gente atormentada por espíritus malignos era lo suficientemente importante como para justificar que hubiera “Exorcistas ambulantes”.

En los próximos post iremos viendo cada una de las demás ciudades.




[1] Literalmente a los “Ángeles” de las Iglesias. La palabra español ángel previene del latín ángelus y esta del griego ἄγγελος (ángelos) que significa “mensajero”. El pastor es la persona que Dios designa como su mensajero para dar su palabra a la congregación.
[3] http://www.bibliaonline.net/dicionario/
[4] Se trata de la misma diosa, Artemisa es el nombre que le daban los griegos y Diana el que le daban los romanos.  

Comentarios

Entradas populares de este blog

NEWS. Второй зверь. By Fabian Massa.

Reflexión. La parábola de las 10 vírgenes. By Fabian Massa

Reflexión. El primer discurso de Pedro y la conversión de los 3.000. By Fabian Massa.