REFLEXIÓN. NO SER CÓMPLICE DE UN FRAUDE ESPIRITUAL. BY FABIAN MASSA




¿Qué es un fraude?

El fraude es la acción contraria a la verdad y a la rectitud o ley -fraude de ley-, que perjudica a la persona contra quien se comete.

Cuando un pastor o maestro de la Palabra enseña mala doctrina, está yendo contra La Verdad.
Cada vez que tu “pastor” tuerce la Palabra, cada vez que “Decreta” profetizando de su propio corazón (Ezequiel 13 .1-16) está defraudando la Verdad y cuando tu sabiendo esto de todas maneras participas en las actividades del defraudador y enseñas sus falsedades, por ejemplo participas en la estructura de liderazgo piramidal y repites a otros las falsas enseñanzas del “Ungido”, te conviertes en cómplice.


Veamos la definición de cómplice que da Wikipedia[1]
Cómplice, en Derecho penal, es una persona que es responsable penal de un delito o falta pero no por haber sido el autor directo del mismo, sino por haber cooperado a la ejecución del hecho con actos anteriores o simultáneos.


Al colaborar con el falso pastor-maestro-profeta al que sigues, te conviertes en la figura jurídica de cooperador necesario: El que cooperan a la ejecución del delito con un acto sin el cual no se habría efectuado.

Además también seras considerado cómplice: Aquel que coopera en la ejecución del delito.
No seas cómplice ni cooperes en el delito de fraude espiritual del delincuente al que llamas “Ungido” y “Siervo de Jehová”.

Y para colmo de males, participas de todo esto sin tener un beneficio económico, sino que además donas tu trabajo y tu dinero para que el delincuente “Ungido” viva como un príncipe.

Despierta tú al que durmieron con tanta canción vacía de Hillsong y tanta vana “Declaración de Power”.

La Semana 70 está por comenzar, reacciona.


Falsos Maestros - Pastores - Profetas, fraude espiritual.

Comentarios

Entradas populares de este blog

NEWS. Второй зверь. By Fabian Massa.

El Pacto del Ojo Derecho. By Fabian Massa.